Artículos de interés

Premios New Medical Economics 2018

Ya han sido seleccionados los candidatos a los premios New Medical Economics 2018. Podrá realizar su votación hasta el día 15 de octubre de 2018.

Realizar votación

 

Siete claves de la Enfermería para garantizar la seguridad de los niños en los campamentos de verano

Ahogamientos, traumatismos, heridas graves, quemaduras solares y shocks anafilácticos, principales riesgos a los que están expuestos los pequeños fuera de casa.

Campamento de veranoCientos de miles de niños de toda España arrancan estos días su estancia en un campamento de verano –también denominados colonias en algunas zonas– y la ausencia de una enfermera en la plantilla, sobre todo en los que sólo participan niños sanos, incrementa el riesgo de que cualquier percance de salud acarree graves consecuencias y secuelas que pueden evitarse si un profesional de enfermería proporciona la primera asistencia al menor. Ahogamientos, traumatismos, heridas graves, quemaduras solares y shocks anafilácticos son los principales riesgos a los que están expuestos los pequeños fuera de casa.

“Campamentos y colonias suelen tener lugar en localidades pequeñas, a veces alejadas de núcleos urbanos y las actividades físicas y lúdicas que se llevan a cabo no están exentas de riesgo, desde pequeños cortes o traumatismos a picaduras o intoxicaciones. Para padres y monitores, la presencia permanente de un profesional de enfermería significaría que los menores están más seguros. Sin embargo, sólo en los campamentos con niños que sufren alguna patología se suele contar con esta figura. Por desgracia, no es la primera vez que un menor sufre un grave accidente –o incluso pierde la vida- por una causa evitable. La elevada prevalencia del asma infantil, las alergias o intolerancia o dolencias crónicas como la diabetes requieren de un control riguroso por parte de un profesional”, afirma Máximo González Jurado, presidente del Consejo General de Enfermería.    

El Consejo General de Enfermería y la Escuela Internacional de Ciencias de la Salud (EICS) han elaborado un listado de recomendaciones para padres, profesores, monitores y niños –que también sirve de apoyo y refuerzo para el personal sanitario- de cara a que los campamentos de verano se lleven a cabo con seguridad y con la acción y reacción necesarias ante los problemas y accidentes que pudieran surgir.

Alejandro Blanco Aoiz, enfermero y profesor de la Escuela Internacional de Ciencias de la Salud experto en Urgencias y Emergencias, recomienda a monitores, padres y personal sanitario de los campamentos de verano tener en cuenta las siguientes observaciones:

  1. Debemos contar con las protecciones adecuadas (casco, rodilleras, coderas…) a cada actividad física para prevenir heridas y traumatismos. Como es inevitable que los niños se hagan heridas, es esencial lavarlas con agua y jabón. También se recomienda observar la gravedad de la herida y si se considera de importancia o se ve infectada debemos acudir a la enfermera para que nos oriente en el tratamiento adecuado.
  2. Tenemos que potenciar los periodos de descanso de los niños. Al haber más horas de luz, a veces se tiende a llenar de actividades todas las horas del día y eso genera cansancio excesivo en los niños. El descanso debe ser tanto físico como mental.
  3. Las piscinas y las playas, en España, forman parte de las actividades más frecuentes en las vacaciones y, por supuesto, suelen estar presentes en los campamentos de verano. Tenemos que estar seguros de que nuestros hijos nadan perfectamente y asegurarnos de que estén siempre vigilados por un adulto. También se recuerda que si va a realizar deportes náuticos, no debemos olvidar su chaleco de flotación.
  4. El calor y el sol son los grandes protagonistas del periodo estival. Por lo que debemos proteger a nuestros hijos del sol con gorras, camisetas finas de manga larga y por supuesto crema solar de la más alta protección. El enfermero recomienda elegir bien la crema y consultar a la enfermera del campamento si no se tiene información para comparar entre productos. 
  5. No debemos olvidar que los niños tienen menos reservas de agua, por lo que es esencial enseñarles a hidratarse de manera asidua. También es importante aumentar las comidas frescas y ricas en agua (gazpacho, ensaladas, frutas...) y proporcionarles siempre una botella de agua en la mochila.
  6. No tenemos que descuidar la seguridad en los desplazamientos, para ello debemos utilizar sillas adecuadas al peso de los niños y concienciarles de que son imprescindibles a la hora de subirse al coche.
  7. Las picaduras de insectos son muy frecuentes y prevenirlas es muy sencillo. Es esencial contar con un repelente pediátrico y para reducir la envergadura de la picadura aplicar frío local o en su defecto alguna crema para niños.
Twitter   Facebook   Linkedin   ISSUU   Contacto

Acceso Profesionales

Suscribirse a NME

Nuestro Twitter

...